La tercera propuesta de alojamiento es la Villa Ana, una construcción independiente ideal para familias o grupos que quieran disfrutar de unas vacaciones o de una escapada, con total independencia y privacidad. Un espacio propio con vistas 360º de naturaleza, junto a nuestra tradicional masía de piedra y la piscina de agua salada: es perfecta para una experiencia de hotel rural de lujo y exclusivo.

Villa Ana dispone de una habitación doble con baño completo y dos habitaciones dobles con baño compartido (pudiendo usarse como habitación cuádruple) y baño de cortesía. Existe la posibilidad de aumentar la capacidad de alojamiento con literas. El salón dispone de 2 sofás convertibles en camas de matrimonio.

Las habitaciones en la Villa Ana no disponen de minibar ni de teléfono.

Precios y condiciones